Nuevas regulaciones migratorias para Chile

El gobierno chileno acaba de presentar las directrices para su política de inmigración y anunció una serie de nuevos requisitos de visado. El proyecto para una nueva ley, que ya había sido presentado en el primer periodo de Sebastián Piñera, será reactivado prontamente en el parlamento. 

Al mismo tiempo, se presentaron las nuevas regulaciones que entrarán en vigor en las próximas semanas. De acuerdo a lo que señala el ejecutivo, esto responde a los esfuerzos para normar el fuerte aumento en el flujo de inmigrantes, particularmente de los estados de Haití, Venezuela y Colombia. Según cifras oficiales, el número de extranjeros en Chile ha aumentado de 465.000 a más de 1,1 millones sólo en los últimos cuatro años: se estima que 300.000 de ellos permanecen en el país sin una visa válida.

La medida más radical se refiere a la prohibición de entrar a Chile en calidad de turista, buscar un contrato laboral y solicitar una visa de trabajo. En este sentido, a partir del 23 de abril, las solicitudes de visa sólo podrán ser emitidas por los consulados chilenos en el extranjero. Las nuevas normas no se aplican a las solicitudes presentadas hasta esa fecha.

Además, la Visa por Motivos Laborales, introducida en 2015, será suprimida. En su lugar, se crearán otros permisos incluyendo la Visa Temporaria de Oportunidades, que se deberá solicitar fuera de Chile, orientada a los migrantes de todos los países que busquen emprender y trabajar por hasta 12 meses, prorrogable por una vez. La fecha de implementación será el 1 de agosto de 2018.

También se prevén más visas para los egresados de maestrías de las 200 mejores universidades del mundo y universidades chilenas reconocidas.

Por otro lado, se anunciaron disposiciones especiales para inmigrantes de Haití y Venezuela. Respecto de este último país, se creó la denominada Visa de Responsabilidad Democrática dirigida a ciudadanos venezolanos que no poseen antecedentes penales. Este visado deberá ser solicitado ante la autoridad consular chilena en Venezuela y otorgará un permiso de residencia temporal por un año, prorrogable por una vez y que posibilita luego pedir la Residencia Definitiva. Esta visa rige a partir del 16 de abril de 2018.

Revisa aquí el texto completo de la declaración de gobierno.